Mamá… ¡ayudame!

Mamá… ¡ayudame!

Escrito por: Denns Albi    7 noviembre 2008     Sin comentarios     1 minuto

Desde que tengo uso de razón cada vez que tenía un problema mi mamá era la indicada para solucionarlo, la ayuda de este tipo me duro hasta los 15 años porque después las necesidades son otras.

Sin embargo cuando se tiene un problema difícil de resolver y no tienes apoyo casi siempre pensamos en pedir ayuda a nuestra madre, porque a veces el sólo hecho de hablar con ella por teléfono nos permite aclarar nuestras ideas.

Y como se puede ver en el video después del salto esto ocurre en cualquier familia, clase social o país. Lo digo como joda.

Por otro lado cualquier persona que exija a su cuerpo más de lo que este puede soportar no tiene autoestima.


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.