10 marzo 2015 Animales

Apareamiento

Los animales son bastante curiosos y todavía tienen muchos secretos que iremos descubriendo con el tiempo. Mientras que la mayoría de ellos están preparados para combatir todo tipo de situaciones peligrosas (con habilidades que sorprenderían a más de uno), también poseen la temporada de apareamiento, durante la cual pueden tener descendencia. La pregunta es ¿por qué no tenemos nosotros esa época?

La duda es curiosa a su vez, pero la respuesta es, cuanto menos, sencilla. Normalmente, cuando los animales están en época de apareamiento, se dedican en masa a aparearse y tener nuevos animales. Los crían mínimamente y así pueden seguir hacia adelante con la especie. El caso de los humanos es parecido, pero debemos tener en cuenta varios factores.

Si conocéis el ciclo menstrual, entonces os haréis una idea de lo que estamos hablando. Mientras que el apareamiento de los animales es por años, en los humanos es por meses. La mujer se prepara para alojar a sus hijos en lo que se podría definir como una pequeña temporada que propicia este hecho. Es evidente que no hay pruebas científicas que confirmen este hallazgo.

Podríamos incluso decir que, entre comillas, los humanos tienen una pequeña temporada de apareamiento, pero que esta no está demostrada científicamente. La descartamos, por lo tanto. Tampoco hay que olvidar que las épocas de apareamiento de los animales son bastante más llamativas.

En definitiva, aunque digamos que los humanos no tienen época de apareamiento, sí que poseen algunos momentos del año durante los que concebir a un nuevo ser humano es más fácil de lo que parece.

Vía | Science Focus
Foto | Amandad

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *