29 junio 2014 Alucinante, Curiosidades, Noticias

lagarto
Las historias que escuchamos de países con cierto tipo de cultura o costumbres, siempre llaman la atención. Sobre todo, por que asociamos esas historias a una certeza mayúscula, en especial viniendo de lugares ubicados en continentes como el africano o el asiático. En este último nos vamos a situar y, más concretamente, en Indonesia.

Una investigación se ha realizado en dicho país para comprobar que la siguiente historia es cierta. Una mujer, de nombre Debi Nubatonis y de treinta y un años de edad, dice haber dado a luz a un lagarto. Como lo oyen, este reptil denominado antiguamente como Saurio, ha sido alumbrado por una mujer.

Las autoridades y los expertos médicos donde la susodicha dio a luz, no han salido de su asombro ante tal noticia, por supuesto, negándola por completo. El testimonio del nacimiento fue dado por una comadrona que asistió el parto y que, según comentó, alucinó cuando, al entregar al recién nacido a su madre, fue un lagarto y no un bebé.

Todo este embrollo ha derivado en una serie de acusaciones de brujería hacia la mujer en cuestión y toda su familia, saltando a las redes en Internet, de inmediato. Tras las investigaciones realizadas sobre este caso, el Director Médico del hospital de la ciudad de Kupang, cercana al lugar del hecho, afirmaba que científicamente, era inviable que una mujer diera a luz a un lagarto. Nunca ha habido un caso probado de un organismo vivo de una especie que dan a luz a una especie diferente, simplemente no sucede, confirmaba el doctor.

Como decíamos al comienzo, historias que parecen muy propias de este tipo de países. En este caso, hasta un testigo (la mujer que asistió el parto), aseguraba que lo que había nacido del cuerpo de aquella mujer, era un lagarto y no un bebé. Lo siento por el pobre lagarto al que, y seguro que sólo pasaba por allí, han metido en un buen lío.
P.D. Lo Flipo

Vía | orange.co.uk

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 29 junio 2014

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *