5 febrero 2015 Curiosidades

Febrero

Hace unos minutos estábamos viendo el calendario y nos hemos llevado una sorpresa. Es evidente que, al estar en febrero, sólo tendremos 28 días a nuestra disposición (29 en el caso de ser año bisiesto), por lo que nuestra cabeza se ha puesto a divagar y a pensar en la razón por la que este mes sea el más corto del año. Seguro que más de uno ya conoce la solución.

La historia es más compleja de lo que podría parecer. Algunos dicen que, teniendo en cuenta que la Tierra tarda más de 365 días en dar una vuelta al sol, cada determinado número de años se pone un día más a febrero con el fin de ajustar el tiempo. Pero la verdad es que todo viene desde hace cientos de años.

Saltémonos explicaciones largas y vayámonos directamente al año 45 antes de Cristo. Por aquél entonces, Julio César eliminaba el mes Mercedonius e introdujo el conocido calendario juliano. Tenía la misma duración que el nuestro, pero la regla para los años bisiestos se aplicaba bastante mal. En vez de ponerse cada cuatro años, se hacía cada tres.

36 años después de establecer el calendario juliano se decidía establecer la frecuencia correcta, quitando varios días del año 9 antes de Cristo y re sincronizando todo el calendario. De hecho, fue en este momento cuando llegó el mes de agosto. Más adelante también se pondría en marcha el calendario gregoriano, aunque esa es una historia demasiado larga para contarla aquí.

Aunque lo hayamos explicado de una manera más o menos resumida, lo cierto es que el calendario ha tenido muchas modificaciones en sus más de 2.000 años en activo. Sin embargo, parece que ya está todo más que arreglado. Para vosotros ¿qué significa el mes de febrero?

Vía | Mental Floss
Foto | Photos Public Domain

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *