5 noviembre 2015 Curiosidades

MDMA

El éxtasis es una de las drogas más utilizadas del mundo, con miles de personas que la toman a diario. Se trata de un estupefaciente sintético, también conocido como MDMA, que tiene consecuencias graves para la salud. Los usuarios que lo toman lo hacen debido al efecto de euforia y felicidad que tiene en el cerebro. Aunque el bienestar también se puede ver resentido de manera grave.

El MDMA, en realidad, juega con los neurotransmisores del cerebro, afectando seriamente a la producción de serotonina, dopamina y noradrenalina. Para que os hagáis una idea, la serotonina es un neurotransmisor que controlar el apetito, el sueño, la memoria, el aprendizaje y el humor. Si se produce de manera extensa junto a otros componentes químicos, el cerebro recibe diferentes tipos de sensaciones.

El éxtasis dura aproximadamente entre tres y ocho horas durante las cuales se potencia la actividad cerebral dando una sensación de felicidad. Después de ese periodo, los niveles de serotonina descienden a niveles más bajos de los habituales, provocando que las buenas sensaciones sean todo lo contrario.

El uso del MDMA está prohibido en la mayoría de países del planeta, aunque algunos estudios defienden el hecho de que, tomarlo de manera moderada, podría tener efectos positivos sobre personas con enfermedades y trastornos neurológicos. En cualquier caso, las investigaciones no están tan avanzadas como para confirmar ese hecho, por lo que la prohibición sigue en vigor.

No olvidéis que el éxtasis es una droga que puede llegar a provocar bastante daño en la salud. Su ingesta no es recomendable.

Vía | Youtube – AsapSCIENCE
Foto | FlickR – Retinafunk

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *