20 agosto 2016 Curiosidades

Crimen

El crimen de algunas ciudades ha llegado a cotas inimaginables, incluso superando a las estadísticas que se calculan en las zonas de guerra. Sin duda, un problema que está dando dolores de cabeza a los Gobiernos. Por supuesto, existen gran cantidad de personas que están trabajando con el fin de disminuir los índices de criminalidad, aunque este objetivo todavía no se ha conseguido.

Prestemos atención a un estudio publicado en 2015, y que conseguía demostrar que las zonas con espacios verdes tenían un efecto positivo en la criminalidad. Las estadísticas confirmaban que los lugares que tenían terrenos verdes y despejados no solo ayudaban a tener una mejor visibilidad, sino también a eliminar a posibles ladrones. Básicamente, estos no se presentaban. ¿Por qué sucede esto?

Según afirman muchas personas, los jardines suelen transmitir un mayor cuidado y atención por parte de las personas que residen en los alrededores, lo cual consigue crear una atmósfera que reduce los niveles de violencia. No obstante, hay que tener en cuenta que el número de ladrones de vehículos también aumentaba en estas zonas, sobre todo debido a que los residentes dejaban aparcados sus vehículos en los mismos, propiciando el robo de coches. En todo caso, el crimen se veía disminuido respecto de otras zonas.

Teniendo en cuenta el estudio, está claro que una de las posibles soluciones al crimen sería la generación de más zonas verdes. Un método del que ya se ha comprobado su efectividad. En todo caso, aunque se haya demostrado que puede solucionar, en cierta manera, los índices de criminalidad, también es cierto que será necesario demostrar si puede llegar a ser considerado un buen arreglo en las ciudades más peligrosas.

Vía | Urban Studies
Foto | Pixabay – geralt

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *