7 marzo 2015 Curiosidades

Jesucristo

Aunque hayan pasado más de 2000 años, investigadores y científicos todavía siguen trabajando para averiguar algunos de los aspectos más misteriosos y desconocidos de Jesucristo. El conocido profeta sigue siendo signo de devoción para millones de personas en todo el mundo. No es algo extraño, ya que estamos hablando de la persona más buena que ha pisado la Tierra, dejando un halo de amor, esperanza y felicidad.

Mucho se ha escrito sobre él. Y mucho queda por descubrir. Fue en 1880 cuando un grupo de monjas descubría un lugar bastante curioso en Israel. De hecho, durante el siglo XX se han ordenado diferentes tipos de excavaciones. Pero no fue hasta 2006 cuando se descubrieron algunos de los detalles más curiosos del sitio.

Ken Dark es un doctor que se encuentra actualmente trabajando en el lugar. Y ha sido también él el que ha realizado los hallazgos más impresionantes. Según sus estudios, el sitio descubierto es del siglo I, teniendo en cuenta los utensilios encontrados en su interior. Este tipo de objetos dieron a conocer que la familia que habitaba la casa hallada era judía, aunque si nos fijamos en la decoración también nos vendrán a la mente muchos datos.

El sitio fue considerado como de alto valor religioso para los bizantinos del siglo VII y XII. Sin ir más lejos, cuando llegó la conocido cruzada de ese siglo (el segundo número que hemos especificado, hay que entender), nos daremos cuenta de que la propia Iglesia intentó protegerla lo máximo posible. Incluso realizando cambios.

Por último, existen documentos que confirman que la casa perteneció a Jesucristo. Desde el punto de vista arqueológico no se puede afirmar tal cosa, pero sí se puede hacer desde el punto de vista histórico.

No sabemos con exactitud si esta fue, de verdad, la casa en la que vivió Jesús de Nazareth pero, hasta que demos con un dato más veraz, nos quedamos con la información que hemos comentado en el artículo.

Vía | Biblical Archaelogy Society

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *