6 marzo 2010 Noticias

taichi.jpg

Un grupo de personas que se habían reunido en una iglesia por años fueron echados por el reverendo, alegando que sus sesiones eran “inapropiadas para edificios cristianos”.

Por supuesto el instructor de la clase se molestó y acusó la decisión de ser ridícula “Hemos estado aquí por algunos años ya. Es insultante decir que la iglesia ahora no está preparada para tolerar nuestra presencia”.

En palabras de otra estudiante: “Nuestra clase se enfoca en los beneficios a la salud de la respiración profunda y el ejercicio lento. Todos nos consideramos Cristianos e incluso varios de nosotros vamos seguido a la iglesia. Durante casi cuatro años he asistido a las lecciones de Tai Chi y desde el principio se dejó claro que no se enseñaba una religión.”

La reacción del reverendo fue: “El Tai Chi es una práctica de la religión Taoísta. A pesar de que las técnicas de relajación no enseñan una religión distinta, recomienta prácticas que provienen de una distinta fe. Ha llegado al punto en el que me parece inapropiado en edificios cristianos alojar expresiones de otra religión”.

Vía | Telegraph

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 6 marzo 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *