24 marzo 2015 Salud

Cerebro

No dudamos de que tomamos grandes cantidades de azúcar. Casi todos los alimentos la tienen en mayor o menor medida. Pero también sería necesario que estuviéramos informados sobre sus efectos, ya que este ingredientes puede tener consecuencias verdaderamente graves sobre los órganos de nuestro cuerpo. Sobre todo, en el cerebro. ¿Sabíais que es peligrosa para él, provocando varios tipos de daños?

Básicamente, una ingesta masiva de azúcar puede provocar daños cerebrales a largo plazo. Aunque se creía que ingerir glucosa era algo positivo para el funcionamiento del cerebro, lo cierto es que las cetonas liberadas por las grasas sanas pueden cumplir una función muy parecida. Entonces ¿de dónde viene el peligro?

Cuando el cerebro tiene mucha glucosa, tiende a eliminarla, a quemarla. Sin embargo, al hacerlo también puede llegar a provocar Alzheimer, llevando a una mala memoria debido al consumo de azúcar en altas cantidades. De hecho, quienes tienen dietas altas en carbohidratos también tienen un 89% más de posibilidades de tener demencia. Algo realmente peligroso.

Parece que nos lo tendremos que pensar más de dos veces, a la hora de consumir azúcar, ya que es el propio cerebro el que se daña a sí mismo, intentando quitar toda la glucosa que se encuentra en su interior. Los principales componentes dañinos ya los sabéis: carbohidratos. No estaría de más cambiar la dieta por otra más sana y ligera.

La próxima vez que vayáis a consumir algún tipo de dulce, pensad en las ventajas y desventajas que tendrá eso. Es posible que el hecho de darle caprichos al paladar os salga caro.

Vía | The Epoch Times
Imagen | Tumisu

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *