8 septiembre 2007 Curiosidades

Una anciana peruana de 103 años ha aprendido a leer y a escribir para comunicarse por carta con sus hijos y para pedirle al presidente de su país, Alan García, que cumpla sus promesas electorales.

La anciana, que es viuda y reside en el distrito de Villa Hermosa de Majes, en el sureño departamento de Arequipa, ha explicado que no pudo aprender a leer y escribir cuando era niña porque donde ella vivía no había escuelas.

Con sus 103 años a cuestas, Antonia decidió inscribirse en el Programa Nacional de Movilización por la Alfabetización (Pronama) y ahora lee, escribe su nombre, cuenta hasta cien y además sabe sumar y restar.

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *